Reflexiones: kayrós

bateria4Es roja, de un rojo guinda elegante… de comienzo de noche.

Bueno, los laterales son rojos en contraste con el blanco de las membranas y el brillo niquelado de los aros y las varillas tensoras.

Los Reyes Magos se la trajeron hace hoy dos meses al pequeño y ahora, con la casa vacía, me mira desde su rincón de descanso, junto a la cortina.

Tengo una guitarra y siempre he deseado saber tocar el piano (aunque como otras personas que conozco en situación similar, lo que en este caso nunca he querido hacer es ponerme a aprender). Pero con la batería tuve relación de muy niño: como baquetas, dos palillos de los de algodón dulce… y botes y cajas de chapa de colacao como tambores y platillos. El local de ensayos era el baño, la auténtica caja de resonancia del invento. Si mi recuerdo no me traiciona, sorprendería ahora ver qué nivel de ritmo y qué diversidad de sonidos era capaz de sacar de aquel artilugio inconexo.

Llegué años más tarde a actuar un par de veces en público con un grupo de amigos, siempre con mi guitarra colgada, pero la batería (por fin una de verdad a mi alcance) ejercía una fascinación poderosa que me impedía incluso revivir los voluntariosos esfuerzos infantiles.

He intentado algunas veces tocar esta nueva batería roja (un juguete que ya lo es menos), pero no salen los ritmos conectados, las manos no forman en el aire dibujos sin esquinas arrastrando baqueta, los palos se cruzan demasiado a menudo y, sobre todo… ya no es lo mismo: me emociona más el recuerdo que el mezclarme con ella. Incluso pienso en los vecinos.

Supongo que todo es recuperable, incluso las sensaciones, pero la de hoy me devuelve la importancia de captar consciente cada momento kayrós. Una distinción griega del tiempo que me mostró hace algo más de cuatro años Rafael Echeverría, en el ABC (y no es el periódico, no…) de 2004. La distinción entre el crono-tiempo tirano y medible del reloj y el tiempo adecuado, propicio, oportuno para hacer algo. Ese que siempre has sabido que existe pero que a veces dejas pasar sin actuar… o a veces adviertes tarde.

¿Qué momentos kayrós estoy viendo pasar?

Déjame sentir…

Mmmmm… tengo algo que hacer…

Anuncios

3 comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s